Premio para el Archivo histórico de Alcalá de Henares


El Ayuntamiento de Alcalá de Henares acaba de conceder el Premio Ciudad de Alcalá 2021, en la modalidad Ciudad Patrimonio Mundial, al archivo de la Compañía de Jesús en España que se ubica en el mismo edificio que la enfermería y el colegio San Ignacio. El premio se entregará a las 18:00 h. el 2 de diciembre, en el salón de actos del mismo.

Este año, al no haberse podido entregar el Premio del año 2020, se entregarán el mismo día los dos. El acto de entrega propiamente dicho irá precedido de una breve visita del Sr. Alcalde de la ciudad y otras autoridades municipales a la sede del archivo jesuita.

El director del mismo, Alfredo Verdoy SJ -que también es director de los Archivos Históricos de la Provincia- ha escrito a los colaboradores del archivo dándoles la enhorabuena y las gracias: “Me felicito y sobre todo os felicito. Sin la ayuda y la colaboración, abnegada y constante, de todos vosotros y de todos los que nos han precedido, no tendríamos el reconocimiento que vamos consiguiendo y lo que es más importante no podríamos dar a conocer lo mucho que tantos compañeros nuestros han trabajado para la mayor gloria de Dios”.  

El Archivo de España de la Compañía de Jesús en Alcalá de Henares (AESI-A) es el archivo histórico de la provincia de España para servicio de la curia provincial. Es un archivo privado que pone a disposición de los investigadores parte de sus fondos.

La integración de las ex provincias españolas en una sola conllevó el replanteamiento de los archivos de las antiguas curias provinciales. Los llamados archivos vivos (personas, comunidades, instituciones y asuntos en activo), necesarios para el gobierno, fueron transferidos al archivo de la curia de Madrid. Los llamados archivos históricos (personas, comunidades, instituciones y asuntos no activos) que eran parte de los archivos de las curias provinciales, se integraron, en su mayor parte, en el Archivo de Alcalá de Henares, después de una reforma necesaria del edificio que se hizo en 2015. En concreto los archivos integrados ahora en él son los de las curias de las antiguas provincias (Aragón, Bética, Castilla, España, León, Toledo y parcialmente Loyola), además del de Granada, que era el Archivo Histórico de la Provincia de Andalucía o Bética, creado en Sevilla y trasladado en 1978 a la Facultad de Teología de Granada. También tiene documentos de la antigua Compañía y un buen fondo sobre la misión de las Islas Marianas.

El Archivo de Alcalá era el histórico de la provincia de Toledo, que integró junto con su fondo antiguo, los de las antiguas provincias de León y Castilla. A partir de la integración pasó a denominarse Archivo de España de la Compañía de Jesús – Alcalá de Henares (AESI-A)

¿Cómo se creó este archivo?

Según el artículo de Wenceslao Soto SJ en la revista Jesuitas, “Tras la expulsión de la Compañía en 1767, los archivos de las casas fueron concentrados en el antiguo colegio Imperial de Madrid. Devueltos a los jesuitas restaurados, fueron incautados definitivamente con la supresión de 1835 permaneciendo en el mismo lugar hasta la revolución de 1868 en que se vendieron al peso”.

El chileno D. Francisco Javier Bravo recuperó unos 60.000 documentos comprándolos en el rastro que acabaron en el Archivo Histórico Nacional de Chile y en los españoles Archivo Histórico Nacional, Biblioteca Nacional y Biblioteca de la Real Academia de la Historia. También donó una parte al archivo de la Compañía situado entonces en la residencia de la calle Dos Amigos y después en la de Isabel la Católica, hasta que en 1930 se instaló en Aranjuez.

Con la disolución de la Compañía de 1931, se trasladó una parte a Chevetogne (Bélgica), y de ahí a Salamanca. Acabada la contienda, el conjunto del archivo se reunió en el colegio de Chamartín en Madrid de 1939 a 1955, y, finalmente, en su sede actual, en Alcalá de Henares.

Los otros archivos históricos

Además del archivo de Alcalá, continúan otros dos archivos históricos en España: el de Barcelona y el de Loyola. El de Cataluña está en Roger de Lluria, 13-15 (Barcelona) y conserva la documentación de la antigua provincia de Aragón (Cataluña, Aragón, Valencia y Baleares). También la de los territorios de misión que estaban adscritos, desde 1863 hasta la actualidad, especialmente la misión de Filipinas. El origen del Archivo de Loyola hay que situarlo en la llegada de los jesuitas al Santuario, en 1682. Incluye el fondo del pequeño colegio abierto por la Compañía en Azcoitia en 1600, si bien lo principal es el fondo ignaciano, relativo a la persona y familia del fundador de la orden, así como la provincia jesuita de Castilla. Recibió un gran acopio de legajos en la restauración de la Compañía en 1814, con el material traído de Italia por el P. Faustino Arévalo, y contiene fondos valiosos como los famosos papeles y diario de la expulsión del P. Luengo y los originales del Diario del P. General Luis Martín.


Noticias relacionadas