El cardenal Osoro celebra en Madrid la Fiesta del Sagrado Corazón y la remodelación de S. Fco. de Borja

La Compañía de Jesús otorga a Cristina Fernández y a Gabriel Castañón la Carta de Hermandad
24 junio, 2019
Un nuevo colegio de Madrid llevará el nombre de Padre Garralda
15 julio, 2019
La festividad del Sagrado Corazón fue la fecha elegida para inaugurar la remodelación del templo de San Francisco de Borja con una eucaristía presidida por el cardenal arzobispo de Madrid, Carlos Osoro que quiso acompañar a la comunidad jesuita y eclesial de Maldonado en esta fecha. Concelebraron junto a él, el provincial Antonio España, SJ, el delegado de la PAL y superior de Maldonado, Pablo Guerrero, SJ, el párroco, José Ramón Busto, SJ y el próximo superior de Maldonado, José Mª Rodríguez Olaizola, SJ, que comenzará su labor en septiembre.
Durante la homilía el cardenal habló de la renovación del presbiterio del templo (ver más aquí) y glosó el salmo 23 (el Señor es mi pastor) en relación a la festividad. Destacó tres aspectos. En primer lugar que creemos en un Dios que se nos ha mostrado y que tiene un corazón grande y nos invita a tener ese corazón grande también nosotros. En segundo, que Dios nos regala un corazón que reconcilia y nos envía a reconciliar. Nos da su paz y nos envía a darla, cosa que nos llena de esperanza. Y en tercer lugar un Dios con corazón misionero, que no hace que nos retiremos a los cuarteles de invierno, sino que nos envía a este mundo y a todas las situaciones posibles. Por tanto, esta fiesta tiene que ser para nosotros una misión: Un Dios que tiene corazón grande y nos invita a llevar a todos a su corazón y a incluirlos en nuestro corazón
El delegado de la PAL, Pablo Guerrero dio las gracias a D. Carlos por acompañarnos y recordó que esta fiesta nos lleva a los jesuitas al centro de nuestra fe y recuerda lo importante que es para San Ignacio ir al amor de Dios: viene de arriba, es recíproco y hay que ponerlo más en las obras que en las palabras.
X